martes, 16 de agosto de 2011

Pequeñas conclusiones tras las primarias

La realidad asombra cada día con su complejidad. Esto obliga a re-pensarla y ajustar nuestras opiniones y estrategias.
Hay cosas que parecen difíciles de explicar de forma esquemática y mecánica. Por ejemplo, que el kirchnerismo ahora gane en las PASO por tanto margen, cuando venía perdiendo varias elecciones en las provincias parece, a priori, contradictorio. Veamos. Conclusiones:


-El voto cruzado que tanto nos hace partir la cabeza a quienes pensamos el mundo a partir de la ideología política y económica, no es contradicción en la cabeza de las mayorías. Estas no relacionan a Macri con el neo-liberalismo (palabra que les hace ruido), ni siquiera con el pasado menemista a un nivel intuitivo. Relacionan a Macri con la idea de "joven exitoso", de "buen administrador", y de "nueva política", sobretodo. Para un grupo informado de la sociedad Macri no tiene nada de nuevo. Pero no lo es así para un sector despolitizado, que está más preocupado por ganarse el pan que andar preocupandose por opinar sobre el hashtag del momento en Twitter. Quizás, la lógica kirchernismo versus anti-kirchnerismo sólo funcione en la clase media que sí está politizada. Quizás sea un micro-clima.
La primer conclusión es que la imagen particular del candidato pesa mucho
. Así se explica porqué Filmus no penetró en el que también vota a Cristina, el famoso voto cruzado (aunque puede que no haya sido tan numeroso como se creía). Filmus no es un tipo que tenga carisma ni el encanto de Cristina (ayudada por el famoso "efecto luto"). Aunque no nos guste, la gente no quiere a un "barbudo setentista". Queda claro porqué Cristina se apoya tanto en Boudou. Puede ser quien suceda a Cristina, quien puede tener el carisma o charm necesiaro para captar los votos que un Abal Medina (aunque nos duela) no podría. Es quien puede contrarrestar en imagen a Macri, quien puede hacerle frente en esto de ser un "joven exitoso". Desde lo semiótico, Boudou, un ex-estudiante del CEMA hoy keynesiano, carilindo que toca la guitarra, es una carta muy fuerte para enfrentar a quien se erige como EL candidato de la derecha para el 2015, que es Macri. El cliente de Durán Barba es una construcción marketinera, con mucha imagen y muy poca substancia. De todas formas deberá continuar peronizándose y seguir construyendo nacionalmente para ser una alternativa sólida. Hoy la oposición no la tiene.
-Marx no era ningun boludo. Lo que sigue determinando nuestras conciencias es la economía. El bolsillo es lo que más fuertemente influencia la decisión electoral. El "campo" la votó a Cristina tapándose la nariz, simplemente porque la están juntando con pala. Mucha clase media que la destesta también la votó. Aquellos que llenan los shoppings. A este fenómeno, acertadamente Hernán Brienza lo llamó el voto "cajita feliz". Que el gobierno quiera seguir fortaleciendo el mercado interno no sólo es una buena estrategia económica sino que, casi tautológicamente, se hace también una buena estrategia electoral.
-Binner es la nueva estrella fugaz de la centro-izquierda anti-peronista. Pino ya fue. Háganle un partido homenaje y retírenlo.
-Scioli sigue siendo el actor político más enigmático. Si no se consigue instalar a Boudou como sucesor, estamos en problemas, porque tendríamos que apoyarnos en el motonauta, poniendo en serio riesgo el proceso democratizante y reparador comenzado en el 2003.
El festejo de ayer fue lastimoso.  El Coro Kennedy y toda su retórica en general fue totalmente macrista. Ya la campaña religiosa había sido una provocación. Por ahora, se queda en lo simbólico, pero quizás el enemigo más poderoso lo tengamos entre nosotros.

En resumen: el grueso de la población no vota ideológicamente, sino a partir de, primero la economía, y luego la imagen de cada candidato.

1 comentario:

  1. Me ilumino bastante para poder comprender la realidad que mi cabeza no podia digerir.

    XD

    Abrazos Leo!

    - Scar

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...